Continúan las protestas en Miami por tercer día consecutivo

El Caribe News/

MIAMI. -Cientos de manifestantes portando pancartas alusivas al racismo se reunieron la tarde de este lunes en la Antorcha de la Libertad en downtown Miami y desde allí marcharon al vecindario de Overtown, en el tercer día de protestas en el sur de la Florida por la muerte del afroamericano George Floyd.

Los manifestantes coreaban frases como “Si no estás enojado no estás prestando atención” y “Las vidas negras importan”.

El lunes marcó el sexto día de protestas en decenas de ciudades a través de Estados Unidos y el tercero en el sur de la Florida.

La ola de indignación surgió el miércoles en respuesta al arresto y muerte de George Floyd, un hombre negro, desarmado y esposado, que murió el pasado lunes después de que un policía blanco en Minneapolis puso su rodilla en el cuello de Floyd durante más de 8 minutos.

Un manifestante, Maxsill Gracia, quien creció en Orlando pero ahora vive en Miami, dijo que él ha estado personalmente en los zapatos en los que se encuentra la familia de Floyd ahora.

Gracia perdió a su hermano Max Gracia, de 22 años, después de ser mordido por un perro policía de Orlando en 2015. Max fue acusado de robo en una tienda local y murió unos pocos días después en la cárcel del Condado Orange.

“Afectó a mi familia de manera negativa y entiendo las emociones que están surgiendo en toda nuestra nación y en todo el mundo en este momento”, dijo Gracia, de 29 años. “Entiendo el dolor”, agregó.

Algunos de los manifestantes fuera de la American Airlines Arena el lunes dijeron que era la primera vez que protestaban recientemente por el abuso de fuerza policial, pero que la causa no era nada nueva.

A medida que los manifestantes en Miami se movían el lunes por NW 6th Street hacia Overtown, el grupo aumentó de tamaño.

La noche de este lunes el presidente Donald Trump habló por primera vez desde la Casa Blanca sobre las protestas que han afectado al país. Las caracterizó como “actos de terror doméstico”.

Si los gobernadores no pudieran poner fin a la violencia, dijo, enviaría a los militares “para hacer el trabajo por ellos”. Fuente el Nuevo Herald

Foto cortesía

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *